Papiloma Humano (virus vph) como eliminarlo


Virus del Papiloma Humano: sus causas y remedios naturales


El virus del papiloma humano (VHP) puede afectar tanto a hombres como a mujeres, basta que el cuerpo este propenso a la infección para que sea posible el contagio. Hay más de 100 distintos tipos de este virus, muchos de ellos no causan reacciones ni síntomas, y por lo general se van o desaparecen sin tratamiento alguno. Sin embargo, hay tipos de VHP que causan diversas reacciones o síntomas.



Síntomas del VHP:
 • Verrugas en manos y pies o en el área genital.
• Cambios en el revestimiento de la piel del cuello uterino que se deben tratar cuanto antes para que no se transformen en células cancerosas.
• Muchas veces no presenta síntomas aunque este presente en el organismo, la persona puede ser portadora y contagiar sin saberlo. Esto es importante de tomar en cuenta sobre todo en el caso de las mujeres, las cuales pueden presentar VHP en el cuello uterino y esto no se nota hasta que se muestran resultados en pruebas especiales como las de Papanicolau.

Causas del contagio:
 • Por tener contacto genital con alguien infectado, incluso si no hay penetración. Se debe tomar en cuenta que hay personas que no presentan síntomas y pueden sin embargo transmitir el virus. • Sistema inmunológico debilitado.
• Organismo mal alimentado tanto anímica como físicamente.

 Remedios naturales y prevención:
• Para prevenirlo o ayudar a sanar el cuerpo, antes que nada es imprescindible que nuestro cuerpo este fuerte en todos los aspectos, tanto emocional como físicamente. Hay que tratar de mantener una dieta de calidad, haciendo todo lo posible por eliminar productos que son innecesarios como los embutidos animales, los fritos y productos azucarados, estos últimos son realmente un caldo ideal para ayudar a proliferar los virus, infecciones y bacterias. Hay que mantener los intestinos lo más limpios posibles para que el virus no tenga lugar donde alojarse. Así que hay que incrementar el consumo de jugos o ensaladas abundantes de hortalizas frescas, incluyendo la zanahoria, la alfalfa y el ajo y la cebolla, que son potentes depurativos del organismo.



• El ajo, el limón y la cebolla son los antibióticos naturales por excelencia, un diente de ajo en ayunas o tomar jugo de limón por las mañanas son excelentes alternativas para erradicar el problema o volver al cuerpo lo suficientemente resistente para evitar contagios.
• La clorofila ayuda a limpiar y depurar a fondo el cuerpo. Tomar un litro de agua con el jugo de dos limones y dos cucharadas de clorofila líquida es un remedio ideal para depurar el cuerpo.
• Los estados emocionales de ira, amargura o falta de gozo crean mucha tensión en el organismo que a la larga baja las defensas del cuerpo y debilita tanto el sistema nervioso como el sistema inmune. Es importante revisar lo que sentimos a menudo y encontrar soluciones placenteras a aquellas situaciones que nos irritan o nos hacen vivir de formas insatisfactorias.
• Prueba de Papanicolau: esta prueba es una exploración ginecológica ayuda a detectar posibles cambios celulares sospechosos en el cuello uterino, a tratarlos a tiempo y a prevenir el cáncer cervicouterino que puede tardar varios años en manifestarse si no se detecta a tiempo.
• Prueba del DNA del VPH: esta prueba ayuda a detectar ciertos tipos de VPH que pueden causar cáncer cervicouterino.





Vacuna contra el virus del papiloma humano La vacuna contra el VPH (virus del papiloma humano) es una vacuna contra ciertas variedades de enfermedades de transmisión sexual del VPH asociado con el desarrollo del cáncer cervical (o cáncer del cuello del útero) y las verrugas genitales.
En mercado hay actualmente dos vacunas contra el VPH: Gardasil y Cervarix. De los más de 170 tipos conocidos de VPH, se sabe que 37 son transmitidos a través de contacto sexual. En todo el mundo, la infección por VPH transmitido sexualmente es muy común en poblaciones adultas.

Aunque algunos VPH, como los tipos 6 y 11, pueden causar verrugas genitales, la mayoría de las infecciones genitales de VPH se producen sin causar síntoma alguno. Sin embargo, las infecciones persistentes con un subconjunto de cerca de 19 tipos de VPH de "alto riesgo" que pueden conducir al desarrollo del cáncer cervical u otros cánceres genitales/anales, y algunas formas de VPH, particularmente el tipo 16, se han encontrado asociadas a una forma de cáncer de la garganta.

Solamente un pequeño porcentaje de mujeres con VPH va a desarrollar cáncer cervical, sin embargo, la mayoría de los estudios científicos han encontrado que la infección por el VPH es responsable de virtualmente todos los casos de cáncer cervical.

La última generación de vacunas preventivas de VPH están basadas en partículas de la cápsula del virus, es decir, que no contiene ADN viral del núcleo y por tanto, su capacidad de infección queda totalmente anulada, son las llamadas partículas como virus (VLPs) ensambladas de proteínas de la cápsula (cápside) del VPH.
Las vacunas tienen como blanco a los dos VPH de alto riesgo más comunes, los tipos 16 y 18. Juntos, estos dos tipos de VPH actualmente causan cerca del 70% del cáncer cervical. Gardasil también es activo frente a los tipos 6 y 11 de VPH, que entre ambos causan actualmente cerca de 90% de todos los casos de verrugas genitales, con pocos o ningún efecto secundario. Se espera que los efectos protectores de la vacuna duren al menos 4,5 años después de la vacunación inicial.

Los efectos protectores de Gardasil duran al menos 4,5 años después de la vacunación inicial cubriendo el 70% de los casos de cáncer y el 100% de las verrugas genitales causadas por los tipos mencionados. La protección de Cervarix ha sido documentada hasta por más de 8 años y se espera que dure por lo menos 20 años, y cuenta con protección cruzada que además previene contra cerca del 100% del cáncer causado por las cepas 31, 33 y 45, proporcionando una protección total superior contra lesiones precancerígenas sin importar el tipo de VPH involucrado superior al 90%.

Ambas vacunas son intramusculares (se aplican mediante una inyección en el brazo) y se administran en tres dosis: la segunda un mes después de la primera y la tercera seis meses después de la primera (o cinco meses después de la segunda). Dado que ninguna de las vacunas puede garantizar el 100% de protección contra el cáncer ni protege contra el 100% de infecciones, se recomienda seguir con las pruebas periódicas preventivas.

El papanicolau o citología es la prueba más común y se recomienda llevarla a cabo anualmente, también existe la colposcopía y otras pruebas de ADN. No obstante, estas pruebas tienen limitaciones, por ejemplo, no pueden detectar el adenocarcinoma, tipo de cáncer mucho más agresivo y que se desarrolla en la parte interior del cérvix. Este tipo de cáncer usualmente se detecta cuando ya existen síntomas como sangrados fuera de la menstruación.
La investigación que condujo al desarrollo de la vacuna comenzó en los años 1980, cuatro años después de que Aguirre Cabañas descubriera la relación del VPH con el cáncer de cuello uterino, lo que fue la apertura hacia la investigación de una vacuna. La investigación se realizó por grupos en la Universidad de Rochester, Universidad de Georgetown, Universidad de Queensland, y el Instituto Nacional del Cáncer de los EE. UU.

Un adelanto muy importante fue descubierto en 1991 cuando Ian Fraser y Jian Zhou, de la Universidad de Queensland (Australia), encontraron una manera de formar partículas como virus (LVP) no infecciosas, que también podían activar fuertemente el sistema inmunitario.
En 1994, UniQuest, el brazo de transferencia de tecnología de la Universidad de Queensland concedió la licencia para el uso de esta tecnología a la empresa más grande de biotecnología australiana, CSL, quiénes a su vez, la vendieron a la empresa Merck & Co. Inc. En España, la vacuna contra el VPH se autorizó para su comercialización a partir de septiembre de 2007 y se pretende instar a las comunidades autónomas para incluirlo en el calendario de vacunaciones del sistema nacional de salud, recomendándose por las autoridades sanitarias en niñas de 11 a 14 años. Con la comercialización de la vacuna, se presentó una controversia por la propiedad intelectual, iniciada por GSK, entre los inventores.

Gardasil y Cervarix están diseñados para provocar las respuestas de los anticuerpos que neutralizan el virus y previenen la infección inicial con los tipos de VPH representados en las vacunas. Se ha demostrado que ofrecen 100% de protección contra el desarrollo precanceroso cervical y, en el caso de la tetravalente, también frente las verrugas genitales causadas por los tipos de VPH en la vacuna, con pocos o ningún efecto secundario.
Se espera que los efectos protectores de la vacuna duren al menos 4,5 años después de la vacunación inicial. Mientras que el período del estudio no fue lo suficientemente largo para que el cáncer cervical se desarrollara, se cree que la prevención de las lesiones precancerosas cervicales (displasias) es altamente probable que resulte en la prevención de esos cánceres.

Aunque un estudio de 2006 sugiere que las vacunas puedan ofrecer protección limitada contra algunos tipos de VPH que están muy relacionados con los VPH 16 y 18, es claro que otros tipos de VPH de alto riesgo pueden evitar la protección producida por las vacunas, y en un estudio de 2006 sobre infecciones de VPH en estudiantes femeninos de la universidad se encontró que solamente 14 de 78 infecciones con los tipos de alto riesgo de VPH fueron por los tipos 16 y 18, el resto de las 64 infecciones eran con otros 16 tipos de alto riesgo de VPH. Las investigaciones en curso se centran en el desarrollo de vacunas de VPH que ofrecerán protección contra una gama más amplia de los tipos de VPH.

Hay también substancial interés de investigación en el desarrollo de las vacunas terapéuticas, que intentan provocar respuestas inmunes contra infecciones establecidas de VPH y cánceres inducidos por VPH.
No obstante, diversas sociedades médicas, como la Sociedad Española de Medicina Familiar y Comunitaria (SEMFyC) han manifestado sus reservas a la vacunación generalizada de este grupo de edad.

Por otra parte, otras ocho sociedades científicas (AEDV, AEP, AEPCC, AEV, AMYS, SEGO, SEMERGEN y SEMG) junto con la Asociación Española contra el Cáncer publicaron en 2008 un documento de consenso sobre la vacunación frente al VPH en el que se analiza la eficacia, la seguridad, el coste-eficacia y las recomendaciones de tramos de edad, estableciendo el tramo entre 9 y 14 años como de "máxima prioridad" para la vacunación frente al VPH en niñas y adolescentes, ya que la vacuna es más efectiva antes de haber estado expuestas al virus (que se transmite por contacto sexual).

Se estima que del 50 al 80% de las mujeres pueden llegar a ser infectadas con VPH a lo largo de su vida. Más del 80% de las infecciones por VPH son pasajeras, sin síntomas y se resuelven espontáneamente. Otras pueden progresar a cáncer cervicouterino, ya que este cáncer es causado por una infección persistente por VPH. Se ha descrito dos picos de edad en el desarrollo de cáncer cervicouterino: en la adolescencia y entre los 40 a 50 años.

El hombre, aunque también puede infectarse con el virus VPH, solo en raras ocasiones desarrolla cáncer genital. Presentación comercial Cervarix Recibió la aprobación en Australia en mayo de 2007 para mujeres entre las edades de 10 y 45 años. Actualmente esta aprobada en más de 110 países en el mundo incluyendo Estados Unidos, Japón y la Unión Europea. Esta vacuna es comercializada por GlaxoSmithKline. Está diseñado para prevenir la infección de los tipos 16 y 18 del VPH, que actualmente causan cerca de 70% de los casos de cáncer cervical relacionados con el VPH.

Además, fue demostrada en ensayos clínicos protección contra las variedades de virus 45, 33 y 31, proporcionando una protección superior al 90% contra lesiones precancerosas, sin importar el tipo de VPH involucrado. La variedad 45 es causante del 12,5% de los casos de adenocarcinoma. Cervarix también es formulado con el AS04, un coadyuvante patentado por Glaxo que se ha encontrado que realza la respuesta del sistema inmunitario por un período del tiempo más largo, ya que se ha demostrado una duración de 8,5 años, aunque la proyección es que sea de más de 20.

Gardasil Gardasil es una vacuna contra los tipos 6, 11, 16, 18 del VPH (virus del papiloma humano); está comercializada por la empresa estadounidense Merck & Co(MSD en Europa) en alianza con la francesa Sanofi-Pasteur. Gardasil está diseñado para prevenir la infección con el VPH de los tipos 16, 18, 6, y 11. Los tipos 16 y 18 de VPH comprenden cerca del 70% de las causas del cáncer cervical relacionadas con el VPH; mientras que los tipos 6 y 11 se asocian con el desarrollo de verrugas genitales.

LEEA también

Causa infertilidad porque contiene Polisorbato 80 Gardasil vacuna contra el cáncer cervical que está siendo inyectado en niñas de 9-26.Polysorbate 80 Causas de Infertilidad "Gardasil contiene polisorbato 80, que está relacionado con la infertilidad en ratones", señaló Dee Nicholson, Director Nacional de Comunicaciones para la Libertad en el Cuidado de la Salud de Canadá. En España, en septiembre de 2008, cuando comenzó una campaña masiva de vacunación de niñas contra el virus del papiloma humano, como la que acaba de lanzar el gobierno colombiano para aplicársela a 400.000 menores y adolescentes, la Asociación Mundial para la Investigación del Cáncer hizo llegar a los medios el siguiente comunicado: “La World Association for Cancer Research (WACR), ante el comienzo en España de la inoculación masiva en niñas de la llamada Vacuna del Virus del Papiloma Humano, reitera públicamente que tal acción no se justifica ni médica ni científicamente porque ni se ha probado que la vacuna sea eficaz, ni es cierto que impida a las vacunadas contraer en el futuro cáncer cervico-uterino, ni hay estudios que avalen su seguridad. Antes bien, hay datos suficientemente alarmantes como para aplazar esa decisión cuya urgencia no se justifica en absoluto”. http://www.portafolio.co/opinion/blogs/negocios-y-movidas/riesgo-400000-ninas-vacuna-del-papiloma.



Verruga genital

Enfermedades Las verrugas genitales (condilomas o condiloma acuminata) son una enfermedad de transmisión sexual altamente contagiosa, causada por el virus del papiloma humano (VPH).
Se transmite al mantener relaciones sexuales por vía oral, genital o anal con un compañero infectado. Cerca de dos tercios de aquellos que mantienen relaciones sexuales con una pareja con verrugas genitales las desarrollarán a su vez, alrededor de los tres meses después del contacto.

En las mujeres, las verrugas se presentan en las partes interior y exterior de la vagina, en la abertura (cérvix) hacia el vientre (útero) o alrededor del ano. En los hombres, las verrugas genitales son menos comunes. En caso de presentarlas, se pueden observar generalmente en la cabeza del pene. También se pueden encontrar en el cuerpo de este, en el escroto o alrededor del ano. Se da el caso, poco común, que se presentan verrugas genitales en la boca o garganta de un individuo que ha practicado sexo oral con una persona infectada.

Los condilomas se presentan a menudo en aglomeraciones y pueden ser muy pequeñas o pueden extenderse en grandes masas sobre el área genital o anal.

Diagnóstico:

Cualquier médico o empleado de servicios de salud puede diagnosticar la infección con sólo observarlas en un paciente. Las mujeres con verrugas genitales deben someterse también a un examen para detectar posibles verrugas en el cuello uterino. Hay evidencia de que la infección por el VPH causa cáncer cérvicouterino.

El médico puede identificar verrugas en tejido genital, que de otro modo serían invisibles, mediante la aplicación de vinagre (ácido acético) sobre áreas en que se sospeche la presencia de infección. Esta medida provoca que las áreas infectadas se tornen blancuzcas, lo que las hace más visibles, más aún si se realiza un procedimiento llamado colposcopia. Durante la colposcopia, el médico usa una lente de aumento para examinar la vagina y cérvix. En algunos casos, el doctor toma una muestra de tejido del cuello uterino (biopsia) y la examina al microscopio.

Una prueba de Papanicolaou también puede indicar la posible presencia de una infección cervical por VPH. En este examen, un empleado de laboratorio examina células tomadas del cérvix bajo el microscopio para ver si son cancerosas. Si el papanicolau de una mujer arroja resultados anormales, es probable que esta tenga una infección por VPH. De ocurrir esto, deberán llevarse a cabo exámenes posteriores para detectar y tratar cualquier problema cervical.

Tratamiento:

Las verrugas genitales a menudo desaparecen sin necesidad de tratamiento. En caso contrario, pueden desarrollar pequeñas carnosidades similares a una coliflor. No hay manera de predecir si las verrugas crecerán o desaparecerán. Por ende, si se sospecha de padecerlas, se debe consultar a un médico para examen y tratamiento de ser necesario.

Dependiendo de los factores como el tamaño y localización de las verrugas, el médico puede ofrecer diversas maneras de tratarlas:

-Imiquimod, una crema de respuesta inmunitaria que se aplica sobre el área infectada.
-Una solución antimitótica (que detiene la mitosis o reproducción celular) de podofilina al 20%, que se aplica sobre el área afectada. Posteriormente -usualmente a las cuatro horas- se lava, para reducir efectos secundarios. Es el profesional quien realiza la cura porque debe aplicar la dosis justa.
-Una solución (loción o gel) de podofiloxina al 0.5%, aplicada con un isopodo directamente sobre la verruga, cuidando de cubrir el área sana con vaselina, es importante evitar dejarlo por mucho tiempo. Puede realizarla el paciente en su hogar bajo asesoramiento profesional.
-Una crema de 5-fluorouracil al 5%.
-Ácido tricloroacético (ATC).

No se debe usar podofilina o podofiloxina durante el embarazo, pues la piel las absorbe y pueden causar defectos de nacimiento al feto. Tampoco debe usarse la crema de 5-fluorouracil.
Si las verrugas son pequeñas, se pueden eliminar por congelación (criocirugía), quemarse (electrocauterización), o tratamiento con láser. Ocasionalmente, deberá realizarse una cirugía para eliminar verrugas demasiado grandes que no responden a los otros tratamientos. Este último podría decirse que es el más efectivo, dada su naturaleza.

Aunque se puede acabar con las verrugas mediante tratamientos, ninguno de ellos acaba con el virus. Debido a esto, las verrugas reaparecen a menudo después de ser tratadas. El virus de acuerdo a estudios recientes desaparecen a los 2 o 3 años, el sistema inmunológico lo destruye, es por eso que aunque en una pareja uno muestre sintomas el otro haya sido resistente al virus.

Algunos médicos usan el fármaco antiviral alfa interferón, que se inyecta directamente en las verrugas, para tratar las que reaparecen después de su eliminación por métodos tradicionales. Sin embargo, este fármaco es costoso y no reduce la frecuencia de reaparición de las verrugas.


Embarazo y nacimiento

Las verrugas genitales pueden causar numerosos problemas durante el embarazo. A veces se agrandan en este periodo, dificultando la micción. Si las verrugas se presentan dentro de la vagina, pueden disminuir su elasticidad y causar obstrucción durante el parto.

En raras ocasiones, un bebé cuya madre presenta la infección desarrollará verrugas en la garganta (papilomatosis laríngea). Aunque poco común, es una condición potencialmente mortal para el niño que requiere frecuentemente cirugía por láser para evitar obstrucciones en los conductos respiratorios. Estudios sobre el uso de la terapia de interferón combinada con la cirugía por láser indican que este fármaco puede ayudar a desacelerar el curso de este mal. Galería de imágenes Verrugas genitales en el ano. Verrugas genitales en la vagina. Verrugas genitales en el pene.


2 comentarios:

  1. hola, me gusto la informacion de este blog, yo en conte una buena informacion sobre el virus del papiloma en este blog http://virusdelpapilomahumano.info/ espero que le guste esta informacion.

    ResponderEliminar
  2. Estaba buscando información sobre VPH
    para mi blog y me encontré con tu blog . He visto que tienes bastante
    contenido útil sobre vph y me gustó.

    ResponderEliminar

 

SALUD ONLINE © 2012 | Designed by Cheap Hair Accessories

Thanks to: Sovast Extensions Wholesale, Sovast Accessories Wholesale and Sovast Hair